Cuando una película aborda la vida de un personaje notable, como Stephen Hawking en La Teoría del Todo, es probable que no te cuente todo y omita detalles. Por eso es recomendable leer un poco más para sacar conclusiones.

En La Teoría del Todo, nominada a cinco Óscar, aborda la historia del romance entre Stephen Hawking y su primera esposa Jane. Sus logros científicos pasan a segundo plano en este filme, para retratarnos un relación que empezó difícil, y terminó igual.

Sin embargo no todo fue color de rosa porque se complicó cuando llegó la fama a Hawking. Ahí se malogró el matrimonio y se rompió una relación que nació bajó ningún interés y solo bendecida por la atracción y el amor.

La boda de Stephen y Jane Hawking.
La boda de Stephen y Jane Hawking.

EL DÍA QUE SE CONOCIERON

Ambos se conocieron el 1 de enero de 1963 en una fiesta de Año Nuevo y días después Hawking la invitó a su cumpleaños 21. La relación pudo malograrse al inicio porque un mes después Jane se entera de la enfermedad que sufría el físico y que lo postraría en cama el resto de su vida, porque no tenía tratamiento.

Jane lo pensó, luego empezaron a salir y el romance maduró. «En ese momento aún no estaba enamorada de él, pero me había sentido muy atraída por su inteligencia, su sentido del humor y esos ojos tan limpios y brillantes que tenía», dijo a una entrevista a El Periódico.

Cuando estuvo aprendiendo español en Granada, España, se dio cuenta del amor que tenía a Hawking.

Dos años después, en 1965, se casaron. Tuvieron tres hijos: Robert, Lucy y Tim.

Ambos en la presentación de la película La Teoría del Todo.
Ambos en la presentación de la película La Teoría del Todo.

UN MATRIMONIO COMPLICADO

El matrimonio fue no fácil. Jane prácticamente funcionó como enfermera, esposa, madre y profesional. «Tenía que prepararle por la mañana, llevarle a su despacho, que estaba muy cerca de nuestra casa, prepararle la comida, luego la cena… Stephen necesitaba tres grandes comidas al día. Cuando tuvimos niños, había fines de semana en los que estaba sentado, en su silla de ruedas, y pasaba un día tras otro sin decir nada; me preocupaba y le preguntaba si le dolía algo, si se sentía mal con los niños o conmigo… Al final, el lunes, sin venir a cuento, sonreía. Resulta que había logrado descifrar un problema de Física», reveló en una entrevista al diario ABC.

Y luego se se arruinó cuando la fama llegó a Hawking. «Los últimos años con Stephen fueron muy difíciles. Él se había convertido en una estrella, todo el mundo le adoraba, sobre todo las enfermeras, que lo convirtieron en un dios, pero los niños y yo quedamos arrinconados como si no tuviéramos derecho a vivir con una persona con su inteligencia y brillantez», reveló Jane.

También confesaría que el físico terminó por matar el matrimonio en 1990 y irse con una de sus enfermeras. «Stephen me dejó en febrero de 1990 para irse con una de las enfermeras que lo trataban. En ese momento estaba totalmente agotada, rendida, y también dolida y amargada, porque me había tratado mal, había sido muy cruel conmigo. Sentí un rencor muy profundo y necesité varios años para superarlo», contó Jane.

Hoy la relación es buena, aunque como amigos. Jane dijo que vio La Teoría del Todo, y que le gustó, aunque después de leerla nos queda la sensación que la película contó el lado rosa de Stephen Hawking, y el que el objetivo de la película fue enaltecerlo antes que mostrarlo como un humano.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.