Compartir

Probablemente el mejor momento de la cinta de terror, El Conjuro 2, no sea una toma de gritos o hechizos, sino el momento en que la familia protagonista y los agentes paranormales se reúnen en una sala y se ponen a cantar el clásico de Elvis, Can’t help falling in love.

Ese momento intenta unir a la familia para vencer a las fuerzas del más allá que quiere apoderarse de la casa y de uno de los miembros de la familia.

TAMBIÉN LEA: Stranger Things, una serie que te pondrá los pelos de punta

La canción fue lanzada en 1961 y ha trascendido hasta la actualidad. La letra habla del amor y de lo que significa enamorarse: “Toma mi mano/ Toma mi vida entera también/ Ya que no puedo evitar enamorarme de ti/ Como un río fluye siempre hacia el mar/ Querida así es”, señala la traducción de uno de los párrafos de la canción.

Hasta la fecha el tema ha sido cantado para varios músicos como Celine Dion, Il Divo, Andre Bocelli, e incluso cantantes latinos como Julio Iglesias y Andrés Calamaro.

Compartir
Artículo anteriorEl Conjuro 2: El vídeo de Janet Harper poseída en entrevista
Artículo siguienteTeaser de La peor de mis bodas
Haciendo un flashback reparé en que siempre he visto películas. Me acuerdo de Furia de Titanes; de las cintas de vampiros que no me dejaban dormir; de Quo Vadis y todas las cintas de Semana Santa. Y hasta hoy, ya mayor, me siguen acompañando. Las películas son mis mejores amigas. La compañía en ratos de soledad y, por momentos, las respuestas a las dudas generadas por nuestra cabeza. La idea de esta página no es más que compartir lo que me gusta con ustedes e invitarlos a disfrutar, como yo, de este arte.

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.