Compartir

Sinopsis

Quan (Jackie Chan) es el propietario de un restaurante chino en Londres. Cuando la justicia le falla, se ve obligado a ir más allá de sus límites morales y físicos para encontrar a un grupo de terroristas irlandeses responsables del asesinato de su amada hija. ¿Logrará vengarse?

Compartir
Artículo anteriorOlé: El viaje de Ferdinand
Artículo siguienteMi nueva yo
Haciendo un flashback reparé en que siempre he visto películas. Me acuerdo de Furia de Titanes; de las cintas de vampiros que no me dejaban dormir; de Quo Vadis y todas las cintas de Semana Santa. Y hasta hoy, ya mayor, me siguen acompañando. Las películas son mis mejores amigas. La compañía en ratos de soledad y, por momentos, las respuestas a las dudas generadas por nuestra cabeza. La idea de esta página no es más que compartir lo que me gusta con ustedes e invitarlos a disfrutar, como yo, de este arte.

Dejar una respuesta