Compartir

Han Solo explora los orígenes del personaje. En esta películas conocemos su relación con su fiel amigo, Chewbacca y su primer contacto con El halcón milenario. También la razón de su apellido.

TAMBIÉN LEA: Poco entusiasmo en críticas a Han Solo

El origen de su apellido

han solo

Bueno el origen del apellido de Han Solo parece un poco absurdo. En una de las escenas le piden sus datos personales para convertirse en piloto. Le dice que se llama Han. Luego le preguntan por su apellido. Y él no sabe qué responder, porque dicen que no tiene familia. Entonces el reclutador sentencia: “Entonces Solo será”. Y así quedó bautizado como Han Solo. Creo que a cualquier se le hubiera ocurrido ese detalle.

El encuentro con Chewbacca

El primer encuentro con Chewbacca no fue cordial. Pues a Han Solo lo atrapan y lo encierra con una bestia, para que se lo coma. Ahí aparece Chewbacca quien en verdad tiene la intención de ingerirlo. Pero luego Han Solo habla en wokie, el idioma de Chewbacca, y deciden planear su huida. Desde ese momento se vuelven inseparables.

El halcón milenario

Tomar el Halcón Milenario tomó tiempo. Necesita una nave y conoce a Lando. Con él apuesta su vehículo a cambio del halcón milenario. Lando gana. No obstante viaja con Han Solo en la búsqueda de un combustible. En ese trayecto Han Solo tiene la oportunidad de manejar este enorme nave. Pero igual no se la queda. Pero vuelve a encontrarse con Lando y apuestan. En este juego gana el protagonista y se lleva el Halcón Milenario. Así lo consiguió.

Sobre la película

No se sintió una película de Star Wars. Si no fuera por la música no podría identificar como un producto de la franquicia de La guerra de las galaxias. Por momentos aburrida y al final solo cumple y no arriesga nada. La crítica se enamoró del personaje de Lando, interpretado por Donald Glover. Pero la verdadera protagonista es la droide L3-37, la robot rebelde. El resto del elenco sin destacar. Y Han Solo, interpretado por Alden Ehrenreich se le nota sin presencia. Por varios momentos pequeño.

Poco recomendable.

Compartir
Artículo anteriorPelículas peruanas en Netflix: 9 títulos disponibles
Artículo siguienteL3-37: La droide se roba el show en Han Solo
Haciendo un flashback reparé en que siempre he visto películas. Me acuerdo de Furia de Titanes; de las cintas de vampiros que no me dejaban dormir; de Quo Vadis y todas las cintas de Semana Santa. Y hasta hoy, ya mayor, me siguen acompañando. Las películas son mis mejores amigas. La compañía en ratos de soledad y, por momentos, las respuestas a las dudas generadas por nuestra cabeza. La idea de esta página no es más que compartir lo que me gusta con ustedes e invitarlos a disfrutar, como yo, de este arte.

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.