Inicio Cine peruano LA DESCARGA: Asu Mare (7)

LA DESCARGA: Asu Mare (7)

426
0
Una de las escenas de la película de Asu Mare
Una de las escenas de la película de Asu Mare

Cuando se trabaja en el periodismo se adopta la habilidad de reconocer una historia que merece ser divulgada: arriba con buen espacio y a todo color. Y al ver la película de Carlos Alcántara, Asu Mare, se concluye que había un relato que se merecía proyectar al público.

La película funciona como una suerte de biopic (pese a que el trailer se advierte que se base de hechos no tan reales) de este actor cuyo carisma ha ganado la empatía de la mayoría de peruanos, a lo largo de su trayecto, en parte, gracias a su personaje de «Machín» en la comedia Pataclaun y luego como en «El dragón» en la serie «La Gran Sangre». Que tiene a su madre como eje principal de su biografía: una mujer «malhablada», pero preocupada por el bienestar de su retoños, sin embargo es la personalidad de su progenitora no solo es el motivo de su éxito, sino la fuente de sus mejores chistes sobre todo por el vocabulario que empleaba para regañar a sus hijos.

La historia de este personaje también inspiradora, por algunos detalles no tan cómicos de su vida, que podría valer de ejemplo para esta generación. Su destino estaba escrito y tenía que cumplirlo: hacer reir a los demás y enseñarles a burlarse de sí mismos.

La cinta cumple el objetivo de conseguir que la audiencia pase un buen rato porque las risas se escuchan a lo largo de la proyección, sin embargo hay puntos que señalar que podrían corregirse si es que se piensa en una secuela.

La mayoría de carcajadas se escuchan después de las ocurrencias de Alcántara en su monólogo que inspiró esta película. Es imposible no reirse con parte del show de Alcántara incluido en el filme, lo que  sucede poco con la narración de la ficción, la recreación de la vida del actor. También falta profundidad en algunos relatos, se los cuenta de manera superficial. Por ejemplo, Alcántara menciona a su hermano, le da relevancia en su monólogo, pero en la película no le da ese peso. Y las actrices escogidas para interpretar a su madre no captan la gracia y malcriadez que proyecta la imitación de Alcántara sobre su madre. La mamá es más cómica en boca del actor que en el desenvolvimiento de las intérpretes.

Una comeda ligera, efectiva, aceptada por el público que seguramente no sale aburrido de la sala de cine. Quizás este buen momento que deja estas dos horas de proyección motivan a que más gente la siga viendo y se anime hacer colas para verla.

Deja un comentario:

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.