orange

En el capítulo nueve de Orange is The New Black vemos que el negocio de Piper Chapman funciona. Ella convence a las presas a que le regalen sus prendas interiores para venderlas a hombres que sienten placer al oler estas truzas.

Piper recibe la noticia que funciona, y que le está generado buenos réditos. Hasta piensa en subir el precio e incorporar más presas en la red de mercadeo. El problema será cuando el resto saque cuentas y pida una bonificación a cambio.

LEA MÁS: Un peligro acecha a Alex (Cáp. 8)

Este negocio la acerca más a Stella. Ambas se besan.

SE CAE EL NEGOCIO DE LAS JUDÍAS

Mientras que el engaño de las judías se cae. Las falsas judías. Porque la empresa a cargo de la cárcel envía a un rabino para que identifique a las verdaderas creyentes. Increíblemente el número de judías aumentó en la prisión, debido a que este grupo recibe un menú especial y no tienen que alimentarse de la comida de la cárcel.

Todas caen, pese a que se miran todas las películas sobre judíos que las ayudaría a conocer esta comunidad. Al final esa lista se reduce, y unas pocas reciben esos alimentos. Punto a favor de la empresa.

LEA MÁS: Un negocio para bichos raros (Cáp. 7)

Alex sigue con miedo por la presencia de Lolly. Ambas trabajan juntas en jardinería y Lolly, en esfuerzo por llevar la carretilla, se cae sobre un invernadero y rompe un vidrio. No se lastima, solo se golpea, pero misteriosamente desaparece uno de los vidrios rotos más grandes. Alex se preocupa más. Y más aún cuando encuentra el libreta de Lolly, donde tenía anotados todos los movimientos de Alex. Qué se viene para este personaje.

Finalmente la Roja se deprime por la comida que tiene que servir, Suzane sigue siendo una exitosa escritora de libros, mientras que Gloria y Sofía se enfrentan por sus hijos.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.